Río Rímac

domingo, 26 de septiembre de 2010

HUACA EL PARAISO – TEMPLO DE CHUQUITANTA

Es un complejo monumental, ubicado en el valle del Chillón, Ventanilla. Tiene una extensión de 60 hectáreas, en forma de U, dirigida hacia la desembocadura del río. Entre 3000 y 1500 a.C. cumplió diversas funciones. Carece de decorados y es de piedra (fue construído con 100 mil toneladas de roca). También es conocido como el Palacio de Chuquitanta, por estar cerca de la laguna del mismo nombre.
Pertenece al Período Formativo del Pre-cerámico Tardío, al extenso período de tiempo que va desde la aparición del hombre en el Perú (hace más de 15,000 años) hasta el uso de la tecnología alfarera: la cerámica. Pues se considera a este logro tecnológico como un hito histórico de gran trascendencia. El Paraíso fue construido al final de este período, unos cientos de años antes que el uso de la cerámica se hiciera popular ( 1 800 AC).
Hace algunos años el templo de Chuquitanta era considerado el santuario más antiguo de la costa peruana, hasta que en el 2001 se conoció la antigüedad del Templo Mayor   de Caral (2 600 AC).

Cada 21 de Junio, día del Solsticio de Invierno, según los expertos, vemos salir del firmamento a la constelación del Suchu, y la tierra se habrá alejado del Inti a su punto más distante. Esta es una fecha precisa, determinada por la esencia cósmica que los runas reconocen como la Pacha. Es el aviso que nos ofrece a fin de tomar previsiones para seguir manteniendo el equilibrio y avisa respecto a los cambios de clima, épocas de sequía y lluvia. Cada fecha del solsticio nos comunica a través del lenguaje de las estrellas, del movimiento del sol, la fórmula cómo lograr la armonía y el equilibrio dentro del cosmos. Por ello, se celebra de manera tradicional el “Hatun Kuraq Raymi (solsticio de invierno).

Asimismo, según expertos, la mujer en el antiguo Perú tuvo un rol protagónico y de primer nivel en las sociedades andinas que han existido a través de miles de años de cultura nacional. Su rol social directriz era tal que existió un mes del calendario andino pre-hispánico denominado Sitwa Raymi Killa, conocido también como Koya Raymi Killa , como una forma de homenaje a las mujeres conductoras de la sociedad. La fecha culminante de dicha celebración ocurría en el equinoccio de primavera o Sitwa Raymi (21 de setiembre).

En los siguientes enlaces hay una mejor descripción al respecto, y casi al finalizar en el 2do.enlace aparece la cantante Damaris interpretando una canción.